Un hombre abusó de una joven, pero cuando la penetro se llevó una sorpresa muy desgarradora

Michael Kingston era una chica que como la mayoría de los días iba caminando hacia su casa por la tarde cuando de pronto un sujeto llegó y la agarró para después llevarla a un callejón que se encontraba a pocos pasos del sitio.

Ella supo claramente que tal hombre la había llevado ahí para abusar de ella, aunque no puso casi resistencia porque sabía que muy pronto él obtendría su merecido, y no iba a ser cualquier cosa, más bien algo que lo haría acordarse de ese momento para siempre.

Y es que Michael tenía puesto en su parte intima un dispositivo antiviolación que su abuelo le había comprado. Ella le agradeció mucho a él porque ese método básicamente la iba a salvar de una situación que suele ser traumatizante, es decir, de una violación.

Tal dispositivo funciona de manera efectiva. Se trata de un plástico que se inserta en la parte intima de la mujer y que posee varias cuchillas que hacen que cuando el miembro del hombre se inserte se encuentre con las cuchillas. En este caso así sucedió.

El violador a los pocos segundos cayó al piso con el dispositivo en su miembro. 6 cuchillas habían quedado insertadas en su zona íntima y eso le dio oportunidad a la mujer de huir y llamar a la policía.

Las autoridades llegaron, vieron al hombre y tuvieron que llevarlo a urgencias, lugar donde le tuvieron que mutilar el miembro porque el corte producido por el dispositivo había sido profundo.

Después fue juzgado y encarcelado por varios años obteniendo un castigo muy fuerte. Toda persona que se enteraba de la noticia decía que lo tenía bien merecido.

Este dispositivo se está volviendo muy conocido en muchas partes. Su nombre es Rape-aXe y para la mujer al ser insertado es inofensivo, pero para los hombres violadores no lo es obteniendo algo que nunca olvidaran. ¿Qué opinas?

Close